Restaurante Lounge-Café en Benalmádena

El nuevo edificio da una solución adecuada al entorno con una propuesta contemporánea y se erige como un edificio mirador hacia el mar y que sirva de referencia en cuanto a restauración y ocio en el zona. Se sitúa en un escalón inferior al castillo del Bil-Bil y con un leguaje arquitectónico moderno y elegante. Se distribuye en planta sótano de almacén y planta con una altura de 4,5 metros, situándose en su cubierta una amplia terraza mirador. La vinculación con la trama urbana se realiza con una pasarela situada a nivel del acerado, creándose un doble registro visual.